¿Son seguros los cubitos de hielo?

junio 18th, 2014  

Los cubitos de hielo son utilizados principalmente para enfriar las bebidas. A priori no parece generar ningún riesgo sanitario, pero varios estudios indican lo contrario.

Tal y como se explica en el artículo del periódico ABC del 3 de junio del 2013:

“El hielo de algunos restaurantes contiene más bacterias que el agua de los retretes. Los expertos afirman que la elevada concentración de bacterias podría deberse a que los lavabos son limpiados con una frecuencia muy superior a las máquinas de hielo”

La página web de Eroski Consumer ya se hacía eco de la problemática en agosto del 2009:

Niño“El hielo como alimento. Su calidad depende, sobre todo, de la ausencia de microorganismos que la congelación no elimina. Estudios llevados a cabo en diferentes países, y que revelan una deficiente calidad del hielo, han detectado que algunos de los parámetros microbiológicos son elevados recuentos de microorganismos aerobios -que pueden encontrarse, incluso, fuera de los niveles admisibles-, coliformes totales,  y virus patógenos como (virus tipo Norwalk), causante de cuadros de gastroenteritis o hepatitis A” 


La incorrecta manipulación del hielo conlleva a una contaminación del mismo imposible de controlar. Las incidencias más comunes detectadas según nuestra experiencia como auditores son:

Captura de pantalla 2014-06-18 a la(s) 02.22.43

· Manipulación del hielo con las manos.

· Manipulación del hielo con palas sucias.

· Almacenamiento del hielo directamente en contacto con los congeladores (vaciado de bolsas de hielo en los mismos).

· Ausencia de limpieza y desinfección de las máquinas de hielo. Calidad higiénico-sanitaria del agua incorrecta.

El control del nivel de cloro del agua así como las buenas prácticas de manipulación llevadas a cabo por los manipuladores de alimentos son esenciales para asegurar la inocuidad de los cubitos de hielo.

PARA ASESORARLE SOBRE CUALQUIER ASPECTO RELACIONADO CON LA HIGIENE Y LA SEGURIDAD ALIMENTARIA DE SU EMPRESA LLÁMENOS AL TELÉFONO 93 860 31 05 , O MEDIANTE ESTE FORMULARIO. 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *